Carro vacío
        
playa-las-teresitas-historia

Playa de las Teresitas, la historia que quizá no conozcas

Los que ya tienen cierta edad quizá lo saben, pero los más jóvenes quizá no. ¿Sabías que la arena blanca de la playa de las Teresitas no es original? Originalmente la playa de las Teresitas era de piedras y cantos rodados, frecuentada por los vecinos de San Andrés, de Igueste de San Andrés y algunos santracruceros.

Inicialmente la playa de las Teresitas estaba divida en tres partes que sus vecinos identificaban con nombres distintos. La más próxima al pueblo de San Andrés, “Tras la arena” donde los locales, en una pequeña zona de arena negra, solían bañarse y hacer merendolas en el atardecer. La segunda parte, la del medio, “Los Moros” y cuyo nombre venía de un grupo de marroquíes que se asentaron en la zona. En esta zona, se encontraba un palacete que pertenecía a la Princesa Diana de Orleáns, hija de los Condes de París, y el Duque Karl de Würtemberg, hijo de Felipe Alberto, Duque de Württemberg.  Y por último la zona localizada en el Barranco de Las Teresas. De aquí se originó su nombre tras la remodelación. 

playa las teresitas historia 02

Era un playa peligrosa, donde el agua golpeaba con fuerza sobre las piedras. Vecinos de la zona recuerdan que incluso llegaron a morir varias personas. Debido a su orientación, la fuerza del agua y del viento siempre ha caracterizado esta playa. Algunos vecinos de la época iban con tablones de madera para lanzarse al agua a coger olas. Era un lugar propicio para el surf en Tenerife en aquella época.

Tras el desgaste de la escasa arena de origen volcánico, debido a que las constructoras de la ciudad se abastecían de ella, el ayuntamiento se planteó en 1953 la construcción de una playa artificial. Finalmente en 1961 el Ministerio de la Vivienda aprobó el Plan de Ordenación del barrio y costa de San Andrés. Fueron los ingenieros Popeyo Alonso y Miguel Pintor los que diseñaron la nueva playa. Sobre 1967 una Orden Ministerial autorizó las obras para su transformación. Para ello fue necesario la expropiación de decenas de fincas, para el ensanchamiento de hasta 80 metros; fincas de las que muchas familias subsistían de la agricultura y cultivaban plátanos, tomates, aguacates y mangos.

playa las teresitas historia 03

Regenerar la nueva playa y cubrir casi un kilómetro y medio de longitud con arena volcánica era demasiado costoso debido a la escasez de la misma. Es por esto que el Ayuntamiento solicitó un crédito de 50 millones de pesetas (más de 300.000€). En 1968 fue necesaria la construcción de dos espigones laterales, una escollera y un escalón de corte dentro del mar que ayudaran a preservar la conservación de la nueva arena blanca.

Durante los seis primeros meses de 1973 fueron reemplazadas las piedras de la playa por cinco millones de sacos de arena rubia (270.000 toneladas) importada directamente del desierto del Sáhara a bordo del barco Gopegui. El 15 de junio del mismo año la playa se abrió al público, convirtiéndose para muchos, en una de las playas más bonitas de Tenerife.  

Inicialmente las personas tenían miedo de pisar la arena, ya que desde el Sáhara vinieron escorpiones, alacranes, cigarrones y hormigas rojas. 

playa las teresitas historia 01

En 1998, 25 años después de su inauguración, 2.800 toneladas de arena fueron importadas de nuevo desde el Sáhara para reponer la arena perdida hasta entonces. ¿Será necesaria en 2018 otra reposición? Los más nostálgicos consideran que la playa originaria era mucho mejor, otros, que se ha mejorado considerablemente la zona. Desde hace muchos años ronda el proyecto de la nueva playa de Las Teresitas. ¿Tú qué opinas al respecto?

 

No te pierdas ninguna experiencia

Prometemos no hacer spam. En cualquier momento podrás darte de baja.